Corte Primera: No hubo desacato de la LVBP en el caso de Álex Cabrera

La Liga Venezolana de Beisbol Profesional no incurrió en desacato ni vetó la participación de Álex Cabrera en la temporada 2016-2017, de acuerdo con la más reciente sentencia de la Corte Primera de lo Contencioso Administrativo en este caso, que desde febrero de 2016 enfrenta al jugador con las máximas autoridades de la pelota rentada local.

Cabrera, que fue suspendido el 29 de febrero del año pasado, tras no seguir los pasos estipulados en la Política Antidopaje de la LVBP, presentó un recurso ante el tribunal, luego de lograr que la Corte Segunda en lo Contencioso Administrativo le levantara la suspensión de manera cautelar, otorgándole un amparo parcial mientras se determina el fondo del asunto.

El pelotero consumió anfetaminas, una sustancia prohibida en el deporte de alta competencia que también es utilizada en ciertos tratamientos médicos. El Comité Antidopaje le aplicó la sanción por no realizado la solicitud que le habría permitido obtener una Excepción por Uso Terapéutico, que le habría permitido mantenerse en acción, utilizando el medicamento.

Los abogados de Cabrera solicitaron que su representado fuera contratado para la campaña que acaba de terminar, alegando la posible existencia de un veto en su contra. Revela el expediente que el Samurái dirigió un escrito a los Tiburones de La Guaira, exigiendo ser incluido en el roster del equipo, “la cual fue total y absolutamente obviada” por los escualos.

La Corte prohibió en su momento a la liga y a los clubes imponer cualquier tipo de veto contra el monaguense. De allí el recurso intentado por el toletero, que acaba de decidirse en su contra.

Los jueces decidieron que no hubo veto, lo que se prueba, según la sentencia, por el hecho de que firmó y jugó con los Tigres de Aragua.

Ante la exigencia de un fallo que ponga fin a la Política Antidopaje de la LVBP, los jueces respaldaron los controles antidopaje realizados por cuenta del circuito profesional, destacando que “es una acción necesaria para preservar y defender la ética en el deporte”.

La sentencia deja abierto lo relacionado con la obligación a someterse al control antidopaje de seguimiento, remitiendo a la Corte Segunda la decisión sobre ese punto. La liga sostiene que el amparo solamente suspendió la sanción, no el procedimiento en el que dio positivo el jugador, y éste afirma que el amparo fue en contra de todo el proceso, incluyendo la recolección de la muestra de orina y todos los pasos subsiguientes.

Fuentes de los Tigres han confirmado que el pelotero también dio positivo en ese nuevo control, realizado hace dos meses, aunque se espera el resultado de la prueba B.

El caso se encuentra en la Sala Constitucional del TSJ, que la semana pasada se avocó en la demanda del Samurái contra el Código de Ética del beisbol local.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>